INJERTO CAPILAR

La calvicie es una de las condiciones que más afecta a nuestra apariencia ya que pesar de no alterar normalmente la salud, tiene repercusiones que van más allá de lo físico llegando a influirnos a nivel psicológico y de autoestimapor ese motivo muchos hombres y mujeres buscan una solución eficaz a este problema.

En Clínica Bruder, en colaboración con Capilart, ofrecemos experiencia y excelencia en todos nuestros injertos capilares y unos resultados de calidad para un implante exitoso. Nuestros diagnósticos son completamente personalizados y nuestros especialistas te ofrecerán las alternativas más adecuadas y realistas.

 

NUESTRO EQUIPO MÉDICO    

 

Tenemos el orgullo de contar como Directora Médica con una de las cirujanas más prestigiosas del sector, María del Mar Naranjo, con más de 3500 cirugías de injerto capilar realizadas. Su dilatada experiencia y habilidad, le han permitido desarrollar una técnica de extracción propia que recorta considerablemente el tiempo de intervención consiguiendo una mejor experiencia para nuestros pacientes y aumentando la supervivencia de los folículos extraídos.

 

 

CAPILART INFO NARANJATÍTULOS MAR

 

 

CAPILART EXPERIENCIA B

El éxito del injerto capilar comienza por una primera consulta médica personalizada gratuita por parte de nuestra médico María del Mar Naranjo, garantizando una correcta valoración de cada caso. Dentro de esta primera toma de contacto, realizamos un cuestionario de salud y una exploración física de la zona a tratar para diseñar un plan de tratamiento personalizado y ofrecer toda la información que el paciente necesite.

 

¿QUÉ ES UN INJERTO CAPILAR?  

En el injerto capilar se utilizan técnicas para repoblar zonas que han perdido pelo como coronilla, entradas, cejas, barba, etc.) que se obtiene de zonas donantes del propio paciente como por ejemplo la zona posterior o lateral de la cabeza. Lo que se injerta no es el pelo sino el folículo capilar (que en ocasiones tiene varios cabellos) por ello, el pelo injertado se comporta como el del resto de la cabeza, creciendo, cayendo y volviendo a crecer.

 

CONOCE NUESTROS TRATAMIENTOS  

shutterstock 245173042 1

- TÉCNICA FUE (FOLLICULAR UNIT EXTRACTION): es la técnica más extendida en las intervenciones de injerto capilar. Consiste en la extracción de las unidades foliculares de forma individual de la zona donante de nuca y laterales, genéticamente resistentes a la alopecia androgenética o calvice común. Después, se implantan en los micro-canales perforados realizados con un bisturí de zafiro en el área receptora. Gracias al pequeño tamaño de los micro-canales, se reduce el trauma y la inflamación del cuero cabelludo y la curación es más rápida.  

Los cabellos injertados empezarán a crecer después de unos meses y continuarán creciendo durante toda la vida. El resultado se verá natural ya que los canales se perforan en la dirección del crecimiento del cabello y el ángulo de pelo actual. El tratamiento se realiza con anestesia local y no se siente dolor o molestia durante o después de la intervención.

- TÉCNICA FUSS (FOLLICULAR UNIT STRIP SURGERY): indicada especialmente para alopecias avanzadas y personas que no quieran modificar su estética ya que no requiere rasurado. Se extrae una tira de piel del área donante, que se distribuye en pequeñas secciones de uno, dos hasta 5 pelos por unidad folicular mediante microscopía de alta resolución, que permite preservar la integridad de las unidades foliculares. Primero se calculan la densidad del área del donante por cm2, elasticidad de la piel y el número de unidades foliculares requeridas para el área receptora. Después, los injertos son extraídos del área donante en la zona occipital usando procedimientos quirúrgicos. Por último, se sutura el área donante de donde se ha extraído la tira de cuero cabelludo y quince días más tarde se retiran los puntos de sutura. La herida no será visible a menos que lleve el pelo demasiado corto.

A young lady has a problem with her long hair loss edited

- ALOPECIA FEMENINA: hay mujeres que también pierden el cabello en cantidades mayores a las habituales. En el caso de las mujeres, se realiza el trasplante mediante la técnica de microinjertos, que consiste en tomar folículos pilosos de una determinada zona (entre 1000 y 3000) para implantarlos allí donde faltan.

Se obtienen de la región de la nuca mediante una cinta de cuero cabelludo que después se sutura inmediatamente. A los 3 o 4 meses tras el trasplante, comienza a crecer el pelo definitivo, proceso que puede durar de 8 a 16 meses. El resultado final se observa al año y medio, teniendo el cabello una firmeza y crecimiento similar al normal.

- TRASPLANTE DE PELO EN BARBA: ya sea por estética, cicatrices o malformaciones, hay hombres que desean realizarse un trasplante de barba y/o bigote. Las unidades foliculares son de 1 y 2 pelos, su calibre es mayor y la densidad por cm2 es menor que la de cuero cabelludo. Se puede realizar la técnica FUE ya que FUSS es un procedimiento más invasivo, precisa de puntos de sutura y como consecuencia una pequeña cicatriz. La barba se divide en 7 zonas: patillas, mejillas, mandíbula, submandibular (zona lateral) y bigote, barbilla, cuello (zona frontal).

- TRASPLANTE CORPORAL BHT (BODY HAIR TRANSPLANT): se trata del trasplante de pelo corporal en la zona de la cabeza donde se sufra alopecia, usando vello de otras partes del cuerpo como torso, brazos, abdomen, pecho o espalda. Es una solución para aquellos pacientes cuya zona donante no sea suficiente o no alcance la zona despoblada, bien por poca densidad o porque esté débil o sea muy fino. 

shutterstock 499542103 1

- TRASPLANTE DE CEJAS: las causas más frecuentes de la caída de pelo en cejas son depilación excesiva, genética o cicatrices, siendo más habitual su pérdida en el caso de las mujeres. La elección de la zona donante (vello corporal o cuero cabelludo) comparando el grosor, color y calidad más parecidas al pelo de la ceja y de la técnica más indicada se valorará  según cada caso. Primero se realiza el diseño de las cejas, siempre en armonía con las características morfológicas de cada paciente. La cirugía se realiza con anestesia local tanto de la zona receptora como de la donante, escogiendo las unidades foliculares a trasplantar (de 1 o 2 pelos). El postoperatorio es muy llevadero y poco doloroso. Empezarán a crecer los pelos injertados a los 2 o 3 meses pero no será hasta el año cuando veamos el resultado final.

 

VALORACIÓN Y DIAGNÓSTICO GRATUITO 

PRESUPUESTO SIN COMPROMISO